Varias cárceles de EE.UU. liberan a sus presos para disminuir el contagio por nuevo coronavirus

El alguacil del condado de Los Ángeles, Alex Villanueva, explicó que los agentes tienen la orden de disminuir también la cantidad de arrestos. En Ohio, cientos de presos fueron liberados el sábado.

EE.UU. reduce el número de presos para disminuir contagio de coronavirus. | Fuente: AFP/Referencial

Varias cárceles de condado en Estados Unidos han decidido liberar a presos para disminuir el contagio por le nuevo coronavirus en sus recintos, informaron este lunes las autoridades, que recalcaron la importancia de la salud de los reos.

El alguacil del condado de Los Ángeles, Alex Villanueva, explicó en una rueda de prensa en la ciudad angelina que su departamento ha liberado a 678 presos en las últimas dos semanas por la creciente preocupación por la pandemia, aunque hasta ahora no se ha registrado ningún caso positivo en sus cárceles.

De momento, 26 reos están en cuarentena y nueve se encuentran en aislamiento por motivos médicos en diferentes prisiones, según los datos que expuso en la Oficina del Alguacil del condado.

"Todos ellos están recibiendo el nivel de cuidado necesario", aseveró.

Villanueva argumentó que todas las cárceles que dependen de su departamento han recibido instrucciones para liberar a aquellos presos que les quedaban 30 días de condena.

Además, los agentes tienen la orden de disminuir también la cantidad de arrestos, que han bajado de 300 a 60 en dos semanas.

"Lo más peligroso son los nuevos detenidos, que pueden infectar a los otros presos. Por eso, les tomamos la temperatura y hacemos exámenes médicos antes de que ingresen", dijo.

Prohíben visitas y voluntariados

Por otro lado, cientos de presos del condado de Cuyahoga, en Ohio, fueron liberados el sábado por la mañana por la preocupación de la propagación del COVID-19 dentro de las cárceles.

En ese caso, los jueces del condado celebraron una sesión especial para resolver casos con declaraciones de culpabilidad, liberar a los reclusos, mantenerlos a prisión o liberarlos en arresto domiciliario.

Estas medidas se anunciaron después de que las 122 cárceles federales del país y muchas de las más de 1,700 cárceles estatales prohibieran los visitantes y voluntarios, con la esperanza de prevenir brotes de coronavirus "potencialmente desastrosos" entre los presos.

La Oficina Federal de Prisiones anunció su prohibición el viernes, uniéndose a la mayoría de los estados y algunos condados que tomaron la misma medida en sus propias cárceles.

La propagación del coronavirus COVID-19 avanza con rapidez por Estados Unidos, donde se registran al menos 3,806 casos y por lo menos 69 fallecidos en todo el país, según los últimos datos oficiales reportados por las autoridades de los estados y territorios del país.

(EFE)

¿Qué opinas?