Cinco delincuentes armados asaltaron la agencia del Banco de la Nación, ubicada en el centro poblado de San Jacinto, distrito santeño de Nepeña (Áncash) y se llevaron 35 mil soles.

Los maleantes, entre ellos un encapuchado y otro vestido de policía, redujeron al vigilante y se apoderaron del dinero que se encontraba en las dos ventanillas. Los individuos aprovecharon que era el día de pago a pensionistas.

Posteriormente, se dieron a la fuga en el automóvil tico de placa C5T-168, el cual dejaron abandonado a la salida de San Jacinto y se ocultaron por unos cañaverales.

La policía del sector persiguió a los maleantes y arrojó bombas lacrimógenas a los cañaverales para facilitar su captura, pero fue imposible.

Tras el asalto, la población protestó en el frontis de la comisaría de San Jacinto y acusó a los custodios de no hacer nada frente a los continuos robos, calficicándolos de corruptos.

El jefe de la División Policial de Chimbote, coronel Edgard Aguilar Amaro, anunció el cambio del personal policial, tal como lo demandaron los lugareños.

Lea más noticias de la región Áncash