Personal médico de Llamellín llegó rápidamente para atender la emergencia, pero el pequeño no resistió. | Fuente: Andina

Un niño de tres años falleció y su hermano, también menor de edad, se encuentra grave por ingerir veneno de manera accidental en el distrito de Llamellín, provincia de Antonio Raimondi, en la sierra de la región Áncash, informaron este lunes fuentes locales.

La madre de los pequeños salió a pastear sus ovejas en el campo acompañada de los niños. Mientras ella cumplía su faena, los menores encontraron el envase del veneno y lo probaron.

Aunque el personal médico de Llamellín llegó rápidamente al lugar para atender la emergencia, el pequeño de tres años no resistió y falleció mientras recibía atención.

En tanto, su hermano fue trasladado al centro de salud Llamellín y su pronóstico es reservado, indicaron voceros de este establecimiento.

Andina

¿Qué opinas?