Con la comida lambayecana sí dan ganas de chuparse los dedos

El jueves 20 de junio fue presentada en Chiclayo la ancestral humita con su toque gourmet y con agregado de quinua, un potaje para deleitar el paladar.

Lambayeque es una región pequeña, pero con sus tres provincias y 38 distritos es una potencia gastronómica. En cuestión de comidas, cada uno de estos distritos es un mundo aparte, pero que aún así, comparten potajes que ya han trascendido sus fronteras y también forman parte de las recetas culinarias de otras regiones.

Hablar de la gastronomía de Lambayeque, es hablar sobre un mundo de sabores y olores, que con el correr de las décadas se han ido amalgamando en base a sumas de herencias de todos los lados y colores. Herencia mochica, negra, española y a través de ella, la árabe. Incluso en los últimos tiempos la cultura china se ha sumado.

Quiero ayudarlos a hacer un recorrido gastronómico, aunque es un problema muy complicado saber por donde debemos iniciar el tour del olor y el paladar.

Sin duda que tenemos que comenzar por el Circuito Mochica, integrado por los pueblos ubicados en el litoral marino de la provincia de Chiclayo, muy cerca de la capital regional y a donde se puede llegar en auto en menos de 20 minutos.

En Pimentel podrá saborear un exquisito cebiche lambayecano con su camote y zarandaja, adornado con el infaltable culantro y rodajas de tomate, para chuparse los dedos.

Y si se le antoja una ancestral tortilla de raya, el lugar más indicado de toda la región es sin duda el distrito de Santa Rosa, donde se dará el gusto de deleitar uno de los potajes bandera de la cocina huerequeque, y que ahora con el toque gourmet, usted la puede encontrar en algunos restaurantes cinco tenedores de la Ciudad de los Reyes, en Lima.

 El reino del pato

Ahora, si se le antoja comer arroz con pato, pato arberjado, arroz con cabrito a la chiclayana, arroz con pollo, y otros potajes de la comida criolla, tiene tres alternativas. Puede optar por el sector Callanca, que está a menos de diez minutos de la carretera Panamericana Norte, por el puente sobre el río Reque.

Allí en Callanca, probará dichos potajes pero con el toque de la cocina moche y preparados en ollas de barro y con leña.

La otra alternativa es ir hacia la ciudad de Ferreñafe, tierra de hermosas mujeres y de exquisita comida. Aquí podrá probar cualquier de los potajes de la comida regional, pero si se va sin probar la causa ferreñafana es como si no hubiese ido a esta hermosa ciudad, fundada por los españoles.

La tercera alternativa es la provincia de Lambayeque, donde el apetito se abre con el olor de la comida que sale de las casonas. Aquí el potaje fuerte es el arroz con pato y el arroz con cabrito. Si avanza más al norte podrá llegar a Túcume, Íllimo y Jayanca, donde han desarrollado también una exquisita gastronomía que hace que decena de turistas que llegan por estos pueblos, se chupen hasta los dedos.

El secreto del loche

En  otras regiones del país, el potaje más famoso de Lambayeque es sin duda el arroz con cabrito. En Lima, muchos restaurantes anuncian el  arroz con cabrito a la chiclayana. Pero, ¿Cuál es su diferencia con los demás arroz con cabritos que se preparan en otras regiones del norte?. El secreto se llamaloche, que es un producto originario del microclima seco ubicado entre los distritos de Pítipo, Túcume, Íllimo y Pacora. De esta zona salen los más sabrosos y aromáticos loches que usan los mejores restaurantes nacionales.

El loche le da un sabor insuperable no sólo al arroz con cabrito, sino al seco de cabrito, al arroz con pato y a cuanto potaje se elabore en la exquisita cocina lambayecana.

La variedad de los potajes son todo un festival de aromas y sabores, donde se mezclan conocimientos ancestrales mochicas así como españoles. Son la herenciacultural forjada a través de milenios.

El mar de Naylamp

Para nadie es un secreto que hablar de la gastronomía lambayecana, es hablar de esta deliciosa comida que goza de una fama bien merecida, y que es el resultado del mestizaje cultural entre sus antiguas culturas prehispánicas y el mundo occidental.

Destaca el chinguirito preparado de pez guitarra seco y salado, la tortilla de raya, el espesado chiclayano, hecho a base de frejoles verdes y carne de res, el cabrito a la chiclayana, el seco de pato, el pepián de pavo con garbanzos,  chirimpico, migadito, carne seca, humitas, causa a la chiclayana, seco de cabrito, cebiche chiclayano, conejo asado, arroz con cecina, entre otros.

Visite Lambayeque, usted y los suyos comerán rico y barato. Buen provecho.

Por: Juan César Cabrejos Becerra

Lea más noticias de la región Lambayeque