Devota agradece entre lágrimas milagro concedido por el Cristo morado

Devota cuenta que sobrino nació con enfermedad congénita muy grave y que el día de hoy ya no tiene nada y fue dado de alta.