Foto: Internet

‘Panchito’, es un cráneo presuntamente de un soldado japonés que llegó a nuestro país luego de la segunda guerra mundial y que hoy es venerado por miles de personas.

La historia comienza en 1948 cuando unos policías de la comisaría de Huancayo vieron a unos menores jugar fútbol con un cráneo por lo que fueron conducidos a la delegación y la ‘calaverita’ arrojada a un tacho de basura.

Se cuenta que aquella noche los policías sufrieron horribles pesadillas donde se les aparecía la ‘calaverita’ que en sueños les decía "soy Panchito".

Existen cientos de testimonios que afirman las virtudes milagrosas de ‘Panchito’; sin embargo, también se dice que es castigador, especialmente con quienes no cumplen las promesas hechas ante su altar o de quienes se burlan de su devoción.

Lea más noticias del Perú en la sección Nacional