/Antonio Torres

Cachetadas, golpes, vidrios rotos, empujones y hasta una oreja mordida, fue el resultado de una gresca que tuvo como principal protagonista al arquero del León de Huánuco, Juan "Chiquito" Flores.

Efectivamente, el futbolista fue denunciado en la comisaría de Huánuco por el comerciante Pablo Augusto Perales Castañeda (31), quien dijo que el futbolista le mordió la oreja izquierda cuando intentaba separar al deportista de una pelea ocurrida en la discoteca Kolombo, en pleno concierto de música tropical.

La esposa de Perales, Brenda Carranza Echevarria, refirió que el alboroto comenzó cuando ""Chiquito" le dio una bofetada a un joven y acto seguido empezaron a llover golpes y hasta vasos.

"Mi esposo intentó calmar a Flores y se puso al medio, fue en eso que el arquero se abalanzó contra él y le mordió", contó Brenda Carranza.

Tras la pelea, el supuesto agredido, Pablo Perales, concurrió a la División de Medicina Legal de Huánuco para que le examinen la oreja.

Por su parte, el arquero del León de Huánuco aseguró que solo actuó en defensa propia.

“Estaba con unos amigos y me atacaron con una botella por la espalda, tanto así que me tumbaron al piso y eso fue todo, no hay que maximizar”, sentenció.

Lea más noticias de la región Huánuco