Facebook

El pescador que fue denunciado penalmente por presuntamente matar a un delfín, posar junto a él y luego publicar la fotografía en su cuenta en Facebook aseguró que no mató al cetáceo  y que solo pretendía hacer una broma.

En declaraciones al diario El Comercio, Salvador Aliaga Canoza aseguró que encontró al delfín muerto durante sus labores de pesca junto a otras cuatro personas.

Dijo que el animal se enredó en los cordeles de la red que usa para la pesca de pota.

Aliaga Canoza, acusado del delito contra los recursos naturales en la modalidad de extracción ilegal de especies acuáticas, es oriundo de la provincia de Islay, Arequipa, dijo sentirse temeroso ahora que ha sido tachado de delincuente.

El pescador contó que junto a sus compañeros recogieron al delfín y decidieron fotografiarse con el cuerpo como una broma, sin pensar que ello podría generarle problemas legales.

Se defendió diciendo que la muerte del delfín fue un accidente y ocurrió aproximadamente hace dos meses entre la isla de Hornillos y Quilca, a 15 millas de la costa.

De otro lado, El Comercio señala que desde el Ministerio del Ambiente han confirmado que formalizarán la denuncia contra Aliaga Canoza, aunque la representante del Ministerio Público indicó que analizarán el caso con detenimiento porque la acusación se está basando solo en una fotografía.