RPP/El

Una emboscada terrorista dejó un militar muerto y varios heridos en la base contrasubversiva de Mazángaro, distrito San Martín de Pangoa, región Junín, en la jurisdicción del valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem).

Según  información preliminar, el ataque se produjo desde un punto cercano a la base, al parecer, por represalia, porque los miembros del Ejército destruyeron una poza de maceración de hoja de coca en la víspera, donde también decomisaron alcaloide de cocaína y armas de guerra que pertenecían a un clan de los senderistas.

El cuerpo del militar será trasladado en las próximas horas al comando especial Vraem, ubicado en el distrito cusqueño de Pichari.

El general César Astudilo dispuso la intensificación con patrullas militares en la zona para dar el paradero de los delincuentes terroristas, que escaparon aprovechando la espesura de la vegetación.

Lea más noticias de la región Junín.