Presuntos hinchas del club Alianza Lima realizaron pintas en un local de la iglesia El Aposento Alto en Arequipa, luego de los enfrentamientos ocurridos este lunes en la explanada del estado Matute en La Victoria (Lima) entre miembros de esa organización religiosa e hinchas del equipo blanquiazul.

William Huallpa, encargado del local vandalizado, dijo que los agresores intentaron agredir a miembros de su organización, quienes se pusieron a salvo ocultándose en las instalaciones que utilizan para sus cultos, ubicado en la calle Ugarte Nro. 504 en el Cercado de Arequipa. 

En conversación con RPP Noticias, relató que alrededor de las 2:00 p.m. de este lunes observaron a dos sospechosos merodeando su local, y que luego llegaron una veintena de personas "de la hinchada aliancista".

"Hicieron alboroto en el local de la iglesia y patearon la puerta, echaron huevos, hicieron la pinta con spray y quisieron forcejear la puerta y entrar", contó.

Los vándalos pintaron en las paredes y puertas del local la inscripción: "Matute no se vende". Huallpa, pidió seguridad al serenazgo por temor a que en las próximas horas sean víctimas de un nuevo ataque.

🔴 www.rpp.pe | #ENVIVO | Hinchas de Alianza Lima atacaron iglesia El Aposento Alto en Arequipa. Más información ► https://goo.gl/8QEk9p

Publicado por RPP Noticias en Lunes, 10 de septiembre de 2018

Enfrentamientos en Matute 

La fachada principal del estadio Alejandro Villanueva, de Alianza Lima, fue escenario este lunes de un enfrentamiento entre fanáticos del equipo blanquiazul y miembros de la iglesia evangélica El Aposento Alto que invadieron el estacionamiento para reclamar su propiedad.  Los evangélicos, ataviados con camisetas celestes y cascos de obra, entraron en la madrugada al estacionamiento del estadio y borraron cuatro escudos del Alianza Lima, lo que fue considerado como una provocación por los vecinos de Matute.

Los hinchas ingresaron al estadio por una entrada trasera armados con maderas y sorprendieron a los evangélicos, a quienes persiguieron por todo el estacionamiento hasta que la Policía ingresó al recinto. Una vez controlada la situación, la Policía desalojó el recinto y envió a ambos grupos a las calles cercanas. Los seguidores de Alianza aprovecharon este momento para volver a pintar los escudos borrados durante la madrugada.

Los disturbios sumaron un nuevo capítulo al litigio que protagonizan el club íntimo y la Iglesia Cristiana Mundial El Aposento Alto, liderada por el pastor Alberto Santana. El grupo religioso ya había anunciado hace casi un año su objetivo de adquirir el estadio Alejandro Villanueva para convertirlo en su sede principal, que acoja a los 20.000 feligreses que dice tener en el país.

Los terrenos en disputa fueron cedidos a Alianza Lima desde hace más de 40 años y el club intenta que se reconozcan sus derechos sobre ellos, mientras que la iglesia evangélica alega que hace dos años los compró a sus propietarios legales. (Con información de EFE)

0 Comentarios
¿Qué opinas?