El saliente alcalde de Cajamarca, Manuel Becerra, debía colocar distintivo a su regidor, pero al hacerlo se percataron que no le quedaba, lo que provocó la risa de los presentes. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Armando Chilón

La juramentación de las nuevas autoridades de la provincia de Cajamarca tuvo un momento anecdótico, que provocó la risa de lo asistentes, esto luego que a uno de los regidores electos "no le quedara" el fajín correspondiente.

El hecho se produjo cuando el saliente alcalde de Cajamarca, Manuel Becerra Vilchez debía colocarle el fajín y su medalla al regidor provincial número trece, Germán Estela Castro, para que pueda juramentar.

Es en este momento en que ocurre el percance, todos se percataron que el distintivo quedaba muy pequeño, hecho que provocó la risa de los presentes y de las propias autoridades. Al parecer, los encargador del evento se confundieron y le dieron un fajín que no le correspondía.

Para salvar la situación, el regidor que lo antecedió le ofreció el suyo que al ser colocado le quedó afortunadamente a Estela Castro. Pasado el impace, el nuevo regidor juró como nueva autoridad.

¿Qué opinas?