Huancayo: asesino confeso se fugó de comisaría de Sapallanga

Roberto Palacios es acusado de asesinar a su pareja y a su hijo de 10 años. Al enterarse de la fuga, los familiares de las víctimas y la población lanzaron piedras a la comisaría.
La población enardecida lanzo piedras y rompió las ventadas de la comisaría. | Fuente: RPP/Randy Mendoza

Roberto Palacios Inocente de 43 años, acusado de asesinar a pedradas a su pareja Honoria Flores Caracusma y a su hijo de 10 años, se fugó la noche del último lunes de la comisaría de Sapallanga, distrito de Huancayo (región Junín), hasta donde fue trasladado luego de cometer el crimen.

Al enterarse de la fuga, los familiares de las víctimas se movilizaron hasta la delegación policial para expresar su indignación por el hecho. La población enardecida lanzo piedras y rompió las ventadas de la comisaría, luego fueron dispersados por la Policía con bombas lacrimógenas.

Como una medida de protesta, familiares, amigos y vecinos trasladaron los ataúdes de Honoria Flores y su hijo hasta la comisaría de Sapallanga, donde son velados. La población amenazó con dejar los cuerpos en el lugar hasta que la Policía capture al asesino confeso.

De otro lado, hasta el lugar llegó el jefe de la División Policial de Orden y Seguridad Huancayo, coronel Gerson Ortiz Zavaleta para informar que el comisario de Sapallanga, alférez Marking Peña Dávila y sus subalternos serán cambiados en el transcurso del día. Asimismo precisó que se les abrirá proceso e incluso serían retirados de la Policía Nacional previa investigación e informe de inspectoría.

El director de la Sexta Macro Región Policial Junín Pasco-Huancavelica, general José Luis Cueva Velarde, en diálogo con RPP señaló que ya se desplegó un contingente policial con apoyo de Huancavelica para emprender un operativo y lograr la recaptura de Roberto Palacios, quien fue un exsoldado.

Según fuentes policiales el asesino se fugó al promediar las 11 de la noche del último lunes, luego de retornar del Ministerio Público donde rindió sus declaraciones. En ese momento burló a los policías que lo custodiaban y se fugó. Algunos testimonios refieren que el parricida habría trepado la pared del patio donde se encontraba, y otras que salió por la propia puerta de la comisaria, hecho que se encuentra en investigación.

Familiares, amigos y vecinos trasladaron los ataúdes de Honoria Flores y su hijo hasta la comisaría de Sapallanga. | Fuente: RPP/Randy Mendoza
¿Qué opinas?