Menor fue trasladado hasta el hospital Las mercedes | Fuente: RPP | Fotógrafo: Henry Urpeque

Con quemaduras de segundo grado en el rostro, resultó un niño de 11 años, luego de manipular un artefacto pirotécnico, durante las celebraciones del Año Nuevo en el distrito de Pimentel, región Lambayeque.

El incidente ocurrió el uno de enero al promediar las 5 de la tarde, cuando el menor manipuló una rata blanca que explotó en su cara. 

El peligroso pirotécnico le afectó parte del rostro y el ojo izquierdo, siendo trasladado de emergencia hasta la Unidad de Quemados del hospital Las Mercedes de Chiclayo, donde se le brinda la atención respectiva.