El congresista de Fuerza Popular Rolando Reátegui  y el alcalde de La Banda de Shilcayo (región San Martín), Luis Neyra,  denunciaron al iniciarse la sesión plenaria del Parlamento Nacional, que ambos son víctimas de amenazas de muerte.

El legislador mostró panfletos en los que su nombre aparece junto al del burgomaestre.

Reátegui no descartó que se trate de un "reagrupamiento" del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA), al señalar que dicho accionar es característico de ese grupo subversivo.

Recordó que en una situación similar el vicepresidente y el alcalde de Amazonas fueron asesinados, por lo cual -dijo- ha pedido la intervención del Congreso, puesto que la Fiscalía ha archivado el caso.

"¿Por qué me amenazan? No vaya a ser que ejecuten eso, me maten y recién decidan investigar", manifestó en declaraciones a RPP Noticias.

Por su parte, el alcalde de La Banda de Shilcayo, Luis Neyra, quien este jueves acudió al Congreso para buscar ayuda, indicó que las primeras amenazar ocurrieron el 26 de abril pasado.

Detalló que durante siete días recibió mensajes de textos intimidantes, en los que le advertían que iban a atentar contra su vida y que le estaban haciendo reglaje.

Apuntó que el 29 de abril hizo la denuncia fiscal, presentando como prueba, once e los mensajes de texto que llegaron a su celular, pero el caso fue archivado.

Neyra contó que los delincuentes lanzaron una bomba casera a su vivienda, que por fortuna cayó en el techo de la cochera y allí detonó.

"Verificamos las cámaras de seguridad y hemos visto que sujetos a bordo de una moto lineal dejan unos pasquines del MRTA y advierten que van a matar a Luis Neyra, al asesor de la municipalidad y al congresista Rolando Reátegui", manifestó.

Añadió que está solicitando garantías, aunque de forma personal ya ha contratado agentes que le brinden seguridad.