Congresistas que impulsaron sanción de Diez Canseco excluidos de velorio

Julio Castro Gómez, dirigente nacional del Partido Socialista, dijo que esa fue la voluntad del propio Diez Canseco.

En estricto privado se realiza este domingo el velorio del congresista Javier Diez Canseco, fallecido en la víspera tras perder la lucha contra el cáncer.

A la Casona de la Universidad de San Marcos solo ingresan personas autorizadas por la familia del legislador, quienes han excluido de las exequias a los parlamentarios que promovieron la suspensión del fenecido padre de la patria.

Julio Castro Gómez, dirigente nacional del Partido Socialista, dijo que esa fue la voluntad del propio Diez Canseco.

"No son bienvenidos quienes trataron de mellar su trayectoria incorruptible. Creemos además que no pueden jugar a la hipocresía, porque quienes votaron de esa manera no tendrán cara para venir a hacer una cosa en contrario", manifestó.

El dirigente dijo estar seguro que un nuevo Congreso con otra composición y directiva "sabrá reconocer el importante papel que Javier Diez Canseco jugó para la democracia del país".

Comentó que los restos del fenecido parlamentario reposarán hasta el martes en la Casona de San Marcos y luego el cortejo fúnebre llegará hasta la avenida Abancay, al frontis de la sede del Poder Legislativo, para que los colegas que compartieron su lucha expresen su pesar.

Entre tanto, al velatorio en la Casona de San Marcos, en el Centro de Lima, llegaron personalidades de la política y de otros sectores como el actor nacional Gustavo Bueno, entre otras figuras.

Don Ciro Castillo Rojo, reconocido como el "padre coraje" por su incansable búsqueda del cadáver de su hijo en el Colca (Arequipa), afirmó que Diez Canseco quedará en el recuerdo y el corazón de la gente buena.

El sociólogo Fernando Tuesta Soldevilla, amigo personal del fencido líder del Partido Socialista, señaló que "es un día triste para el país".

"Treinta años en Parlamento, 40 años de lucha no es poco. Desde muy joven luchó por los desposeídos, los humillados, los desprotegidos y contra sus propias limitaciones físicas", resaltó.

El ex jefe del Gabinete Salomón Lerner Guithis anotó que la muerte del líder izquierdista "es una momentos de dolor muy importante para el pueblo peruano".

"Con Javier nos han unido conceptos muy claros de lucha por los trabajadores, por los derechos humanos, de los discapacitados y de los mayores intereses del pueblo peruano", manifestó.