El expresidente de la República, Martín Vizcarra, se pronunció la noche de este miércoles respecto de la reunión que mantuvo con las exfiscales Sandra Castro y Rocío Sánchez, quienes le solicitaron seguridad por el caso ‘Los cuellos blancos del puerto’.

En declaraciones a Nada está dicho de RPP Noticias, el actual postulante al Congreso sostuvo que la reunión se dio a pocas semanas de que asumiera la presidencia a solicitud de Castro, pues ella consideraba que necesitaban mayor resguardo policial.

En esa línea, Vizcarra indicó que fue necesaria la reunión dada la magnitud del caso, debido a todo lo que fue revelado por las fiscales entonces a cargo del caso que involucra a exfuncionarios del sistema judicial.

“Creo que fue en todo caso informal (la reunión), pero viendo en perspectiva fue necesaria, porque mire el tamaño de la corrupción que las fiscales estaban investigando”, manifestó el exmandatario.

Sobre importancia de permanencia de fiscales

Respecto de la motivación que tuvieron las fiscales para requerir el resguardo de parte suya, el exmandatario indicó que quizás fue debido a que si tramitaban esta seguridad con sus superiores, estos podrían haberlas retirado del caso por su vinculación al mismo. 

“Quizás el motivo de las fiscales para insistir en buscar para que la protección venga directamente y no sea tramitada formalmente por las personas involucradas jueces y fiscales supremos en esta investigación, fue porque quizás las retiraban y quedaba en nada la investigación", manifestó. 

Vizcarra reconoció que la reunión fue informal, pero no se arrepiente que haya ocurrido, pese a que ambas fiscales ahora han sido retiradas de la investigación del caso ‘Los cuellos blancos del puerto’. En esa línea, dijo que si no actuaba en su momento hubieran sido removidas en ese momento.  

“La reunión que tuve con las dos fiscales tanto Sandra Castro como Rocío Sánchez, que reconozco que fue irregular, no me arrepiento que se haya dado. Hoy han salido las dos fiscales por decisión del Ministerio Público que respetamos. Si no les dábamos la seguridad en ese momento las dos fiscales hubieran sido removidas por las fuerzas oscuras del poder judicial y el sistema de administración de justicia hace tres años”, dijo.

El exmandatario sostuvo que no tiene arrepentimiento de la reunión con ambas fiscales.
El exmandatario sostuvo que no tiene arrepentimiento de la reunión con ambas fiscales. | Fuente: Andina