Otárola rechazó denuncias y dijo que recibe ataques de seudoprensa

El presidente del Congreso negó que tenga un grifo clandestino en Huaraz y también rechazó que su notaría esté vinculada con contratos con el gobierno regional de Áncash.

El presidente del Congreso, Fredy Otárola, rechazó las recientes denuncias en su contra y aseguró que recibe ataques por “seudoperiodistas nada transparentes y poco democráticos”.

En conferencia de prensa, el titular del Legislativo negó que tenga un grifo clandestino en Huaraz, tal como apareció en un noticiero de TV.

“Canallescamente se ha dicho que yo y mi familia tenemos un grifo clandestino y adjuntan un video en el que dice que el empleado manifiesta que es de mi propiedad”, señaló, en relación al video de la intervención de este grifo.

Según dijo, las personas que aparecen en el video no son parientes suyos. “El señor que aparece no es mi suegro, sino es un adulto mayor que viven en Lima y en su vida ha vendido combustible”, explicó.

También negó que la persona que aparece y que supuestamente intenta sobornar a un fiscal sea su hermano. “Esta seudoprensa corrupta suelta el video y trascribe otra cosa”, acotó, visiblemente incómodo.

En otro momento, negó que su notaría esté vinculada con contratos con el gobierno regional de Áncash, tal como denunció un diario de circulación nacional.

Otárola explicó que en 2006 pidió licencia para dejar de ejercer su profesión de notario, a fin de desempeñarse como congresista de la República.

Explicó, además, que dejó encargados sus archivos notariales a otro notario, quien “a nombre propio” ha realizado contratos con el gobierno regional de Áncash.

“Mi notaría no está funcionando, solo es la encargatura de mis archivos notariales. (...) Sabíamos que iban a venir los ataques, pero no nos amilanamos, la verdad tiene que salir a la luz”, sentenció.