Pedro Castillo niega haber obligado a policías para atar sus zapatos: “No existió ni existe maltrato ni discriminación”

El presidente Pedro Castillo expresó su respeto por la Policía Nacional y dijo que no pudo agacharse porque tenía un chaleco antibalas. Dijo que fue una acción fortuita y que un efectivo se ofreció a atarle los pasadores.

Pedro Castillo
El mandatario negó haber pedido a efectivos de la Policía que aten los pasadores de sus zapatos. | Fuente: Captura Twitter

El presidente de la República, Pedro Castillo, señaló este viernes que no pidió ni obligó a efectivos policiales que ataran los pasadores de sus zapatos, cuando se desplazaba por una calle de la región San Martín, hecho que le generó diversas críticas.

Mediante un pronunciamiento en su cuenta de Twitter, el mandatario señaló que el hecho fue una acción voluntaria de un efectivo de seguridad. En esa línea, lamentó que se haya malinterpretado esta acción.

El jefe de Estado dijo también que no pudo agacharse para atar los pasadores de su calzado, debido a que desde hace un tiempo usa un chaleco antibalas. Calificó el incidente como un “hecho fortuito” que ha sido aprovechado por sus adversarios políticos.

Sobre pronunciamiento de Defensoría 

Asimismo, dijo respetar y agradeció la preocupación de la Defensoría del Pueblo que emitió un comunicado para pedirle respeto por la Policía Nacional del Perú.

Mediante un pronunciamiento, la Defensoría indicó al Jefe de Estado que las funciones de estos agentes no implican que se hagan cargo de acciones “estrictamente personales” como es el atado de su calzado.

Consideraron, en ese sentido, que este incidente es un agravio para la moral de las fuerzas del orden, que afecta su imagen ante la población.

Efectivos ataron zapatos a Pedro Castillo

Este viernes se difundió un video en el que se observa al presidente Pedro Castillo caminando junto a los agentes de seguridad del Estado encargados de su seguridad, durante un viaje a la región San Martín.

En un punto de su caminata el mandatario notó que su calzado estaba desatado, por lo que dos efectivos se agacharon para atarlo, mientras los demás agentes formaron un cordón alrededor del presidente.

Durante su visita a la región San Martín, el presidente se refirió a algunos sectores políticos, los cuales buscan que deje el cargo. Según señaló, a estos grupos “no les gusta que un chacrero o campesino esté en Palacio de Gobierno”.

"Ahora hacen su finta pagando millones de soles a personas para hacer una persecución, hacen su show para que a la familia la estén enmarrocando y digan al país: ese es el presidente corrupto; por qué no enmarrocaron a aquellos que abandonaron a la educación", dijo.