La ex pareja presidencial está siendo investigada por presunto enriquecimiento ilícito de lavado de activos y su solicitud de prisión preventiva llegó a oídos internacionales. La orden, que fue presentada por el juez Germán Juárez, se encuentra en manos del Ministerio Público.

Este requerimiento no solo se basa en las acusaciones de Marcelo Odebrecht, quien aseguró entregar US$ 3 millones para la campaña de la pareja en el 2011, sino también en las declaraciones de los colaboradores eficaces quienes presentaron las pruebas de ello. Hasta ahora ya son dos ex mandatarios quienes se encuentran con prisión preventiva por recibir dinero de Odebrecht. Alejandro Toledo, a quien se le dictó prisión preventiva en abril del 2017, se encuentra prófugo.