Gerardo Sepúlveda luego de que se dictó impedimento de salida del país en su contra.
Gerardo Sepúlveda luego de que se dictó impedimento de salida del país en su contra. | Fuente: Andina

Gerardo Sepúlveda declaró este viernes en la Fiscalía, por casi diez horas, como testigo importante en el caso de la IIRSA Sur, en el que se investigan los sobornos admitidos por Odebrecht para obtener la concesión de los tramos II y III de la Carretera Interoceánica Sur  El empresario chileno rindió su manifestación en el último día de su impedimento de salida del país, impuesto por el Poder Judicial hasta este 26 de junio o hasta que complete su declaración.

La diligencia comenzó a las 10 a.m. en la sede del Equipo Especial Lava Jato, ubicada en el Centro de Lima, y culminó alrededor de las 07:30 p.m. Participaron Gerardo Sepúlveda, acompañado por su abogado Carlos Rodas, y el fiscal José Domingo Pérez, quien dirige las investigaciones del caso, las cuales están por concluir en las próximas semanas. También estuvieron la procuradura del caso Lava Jato, Silvana Carrión, así como abogados de Alejandro Toledo y de otros implicados en esta investigación por presuntos sobornos de Odebrecht a funcionarios peruanos.

Gerardo Sepúlveda está vinculado a Lava Jato como investigado del caso Westfield, que involucra al expresidente Pedro Pablo Kuczynski, y como testigo en el caso Interoceánica Sur (tramos II y III), que involucra al expresidente Alejandro Toledo. Por el primer caso, la Fiscalía solicitó 36 meses de prisión en preventiva en su contra, pedido fue rechazado por el Poder Judicial en primera y segunda instancia, el pasado 11 de febrero y el pasado 15 de junio, respectivamente. Esta semana, el jefe del Equipo Especial Lava Jato, Rafael Vela, presento una casación ante la Corte Suprema para que le imponga la medida.

Declaración bajo impedimento de salida

Luego de que el Poder Judicial rechazó la prisión preventiva y le impuso en su lugar comparecencia con restricciones, Gerardo Sepúlveda regresó al Perú desde Chile el pasado 23 de febrero para una diligencia en Fiscalía. Sin embargo, esta se postergó y se solicitó impedimento de salida del país en su contra en su condición de testigo importante del caso Interoceánica. El 26 de febrero, el juez Richard Concepción Carhuancho le impuso esta medida el 26 de febrero por dos meses, plazo que fue ampliado hasta este 26 de junio en medio del estado de emergencia por el nuevo coronavirus.

La defensa de Gerardo Sepúlveda considera que este impedimento de salida ha violado los derechos del empresario, por lo que han presentado una denuncia contra el Estado peruano ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Con el impedimento de salida del país expirado este viernes, el investigado podría dejar el Perú en los próximos días si consigue un vuelo humanitario, debido a que las fronteras siguen cerradas. Sin embargo, se espera que regrese para otra diligencia en Fiscalía prevista para el 20 de julio.