La colección de videojuegos más grande del mundo, perteneciente al estadounidense Michael Thomasson, está nuevamente a la venta luego de que la venta no se concretara, según dijo a la revista Rawrcade.

La colección de 10.607 títulos se había vendido en junio pasado por  750.250 mil dólares a través de una casa de subasta.

Thomasson dijo en una oportunidad que vendía su colección por problemas económicos que enfrentaba su familia, e incluso han empeorado teniendo que mudarse a un departamento más chico.

La colección está considerada como la más grande del mundo por el libro de los Récords Guinness.