Tesla
Los autos Tesla poseen sus propios juegos dentro de su computador interno. | Fuente: Tesla

Tesla se encuentra en medio del escrutinio del ente regulador del tráfico en Estados Unidos por permitir a sus usuarios jugar en sus pantallas táctiles mientras conducen.

La Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) afirma que recibió una queja en agosto que señalaba que los juegos en vivo y las búsquedas en Internet, que supuestamente estaban restringidas al uso de los pasajeros solo mientras el automóvil estaba en movimiento, podían ser reproducidas por cualquier persona en el vehículo en cualquier momento.

Su Oficina de Defectos e Investigaciones dijo en un informe que "confirmó que esta capacidad ha estado disponible desde diciembre de 2020 en vehículos equipados con Tesla 'Passenger Play'".

Miles de autos en investigación

Debido a ello, el estudio del NHTSA está siendo aplicado en 580 mil vehículos Tesla, incluidos los modelos Model 3, Model S y Model X vendidos entre 2017 y 2020.

El jugar en la pantalla táctil, equipada con el poder de una consola de actual generación, “puede distraer al conductor y aumentar el riesgo de un accidente”, señala el reporte.

The New York Times informó a principios de este mes que Tesla actualizó los videojuegos jugables en la mayoría de sus vehículos en una actualización de software inalámbrica este verano. La actualización permitió que algunos de los juegos se jugaran en las pantallas táctiles centrales mientras los vehículos estaban en movimiento. Antes de la actualización, los juegos de Tesla solo se podían jugar con un vehículo estacionado.

De acuerdo con la actualización, la asistencia pregunta si es que el jugador será un pasajero y no el conductor quien accederá a los títulos, un mecanismo altamente falsificable en cualquier sentido. 

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.