Durante todo el año, el debate sobre la mejor cámara de fotos en un smartphone se mantiene. Parte del trabajo de la prensa de tecnología es determinar la calidad del sensor, las cualidades en el software, las herramientas que forman parte de la suite y hasta los procesos de fotografía computacional. Sin embargo, la compañía francesa DXO Mark ha definido esta batalla en una lista definitiva que ha publicado para cerrar la discusión.

A pesar de los puntajes obtenidos en cada teléfono, la polémica siempre ha rondado la decisión de esta empresa. Muchos detractores afirman que DXO Mark recibe dinero de las empresas constructoras para asesorarlas en la mejora de los sensores y así, bajo ese insight, mejorar su ubicación en el sistema evaluador. Sin embargo, el trabajo de todas las marcas en este tema específico ha sido fantástico este 2018, pues es innegable que cualquier teléfono de gama alta es capaz de obtener buenas fotografías.

¿Qué opinas?