El Santos aseguró que Jorge Sampaoli renunció al cargo, pero el argentino negó esta versión. | Fuente: AFP

El argentino Jorge Sampaoli interpuso una acción en la Justicia laboral de Brasil para resolver su salida del Santos, informaron este miércoles medios locales.

El entrenador pide al juez la rescisión de su contrato por el atraso en el pago de unos fondos de garantía laboral en los últimos cuatro meses, según señaló el portal GloboEsporte.

La demanda también fue interpuesta por cuatro miembros de la comisión técnica de Sampaoli.

El Santos anunció la noche del martes la salida del exseleccionador de Argentina y Chile quien, según el club, presentó su renuncia al cargo un día antes durante una reunión con el presidente de la entidad, José Carlos Peres.

Sin embargo, Sampaoli negó esa versión y, en declaraciones al diario deportivo Lance!, afirmó que aún no había renunciado "oficialmente".

Las partes discuten al parecer el pago de una cláusula de rescisión de cerca de 10 millones de reales (unos 2,4 millones dólares) incluida en un primer momento en el contrato de Sampaoli y que debe ser abonada en caso de que alguna de las partes decidiera romperlo antes de su conclusión, a finales de 2020.

No obstante, según la defensa de Sampaoli, hace unos meses pactaron una eventual ruptura del contrato sin la exigencia de pago alguno, pero siempre que ésta se produjera a partir del 10 de diciembre.

El Santos asegura que el técnico le comunicó verbalmente su adiós el lunes, día 9, durante la reunión con Peres, lo que ha sido interpretado por el club como una ruptura unilateral del contrato antes de plazo previsto, ante la cual le exige el pago de dicha cláusula.

Pero Sampaoli lo niega y por ello ha entrado en la Justicia para que rescinda el contrato por ese atraso en unos pagos que le corresponden y así evitar abonar la multa de rescisión.

La despedida

El entrenador se despidió de la afición en una carta abierta en la que describió al conjunto paulista como una de sus casas "más lindas" y desveló que "algunas circunstancias estructurales" no le permitieron continuar.

"Tal vez, esto sea simplemente un hasta luego y la vida nos permita un reencuentro. Las despedidas son esos dolores dulces. Muchas gracias, de corazón. Los llevaré en el alma para siempre", dijo en la misiva.

También agradeció el trabajo de los jugadores por creer en su filosofía, a los trabajadores del Santos y a la ciudad. (EFE)


¿Qué opinas?