Difusi

Donatella Versace rompe su silencio en entrevista para el diario australiano "The Sídney Morning Herald" que es compartido en exclusiva para el Perú. Con 57 años y cerca de cuatro décadas como diseñadora de modas, la hermana del recordado Gianni Versace, aún prefiere que las miradas se centren en la marca y no en ella, es por eso que se resiste a los encuentros con los medios de comunicación, a pesar de que las solicitudes de entrevistas son innumerables.

La rubia diseñadora concedió vía mail, una breve entrevista a la editora de modas Georgina Segura, donde hace referencia a su retorno al diseño de modas y a la creación de su nueva fragancia "Yellow Diamond", el binomio de reencuentro con la herencia del imperio Versace.

Retorno a París

En 1997 el Hotel Ritz de París fue testigo del último desfile que realizó Gianni Versace, el mismo mes en que fue asesinado en Miami. Donatella regresa en julio a este histórico escenario, por primera vez después de la muerte de su hermano.

“Alejarme fue una decisión emocional. Yo era consciente de que la realidad dolorosamente se hacía referencia a la última colección de Gianni. Pensar en regresar a París, tal vez  era una manera de enfrentar finalmente algunos demonios”, dijo.
 
Nueva fragancia

Donatella da cuenta de la emotividad que representa "Yellow Diamond" para el espíritu Versace. En 1980 su hermano creó una fragancia llamada “Blonde”, en homenaje a ella, por ser  su musa y destacada crítica. El Perú también forma parte del mapa del glamour, la fragancia será comercializada por Perfumerías Unidas, que lanzará el producto con la presencia del manager de Versace y Euroitalia, Faical Hammoud.

“Fue una de las primeras veces que Gianni reconoció mi importancia para él de forma creativa en el público y fue algo importante para mí”, dice Donatella. “Fue también algo de una broma entre nosotros. Gianni me volvió rubia una noche cuando tenía 11 años de edad. Ahora yo tengo “Yellow Diamond”. Yo siempre estoy muy involucrada en la creación de mis fragancias, ya que el olor es una cosa muy personal y eso representa este perfume.  Me gusta crear perfumes que yo usaría y que evocan un aspecto del espíritu Versace, lo que nunca queremos perder"", indica.
 
Team Versace

Donatella destaca al grupo de top models, perfumistas y creativos a los que siempre recurre, como es el caso de Mario Testino, director creativo de la campaña publicitaria de “Yellow Diamond”. “Una de las ventajas tiene que ser que se está trabajando con gente que conoces y la confianza.  Creo que esto funciona  muy bien para una empresa de moda, donde a menudo se necesitan para tomar decisiones que no son sólo para hacer dinero en el corto plazo, sino que son para hacer lo correcto para la marca, para que perdure. Estoy encantada de contar con Mario y Abbey, ambos pertenecen a la casa. Además del talento de Alberto Morillas. Estamos regresando a Paris, con la fragancia (Mario Testino desarrolló la campaña publicitaria en esa ciudad) y con los diseños", contó.

La clave Versace

“La clave para el look de Versace ha sido siempre el sexo y el glamour, interpretado a la manera italiana”, dice. “Una vez dicho esto, cada diseñador tiene que evolucionar para mantenerse al día y ser relevante. A lo largo de los años transcurridos desde la muerte de Gianni, me ha tocado a mí volver a imaginar la estética Versace para los nuevos tiempos. Puedo decir que me tomó un tiempo encontrar mi voz como diseñadora. Pero en las últimas temporadas me he sentido bastante cómodo visitando algunos de los motivos de diseño que Gianni hizo famosa, pero de nuevo, siempre mirando a través de nuevos ojos”, comentó.

Gianni y el mundo de la moda

Gianni jugó un papel clave en realce la industria de la moda a través de sus diseños y el uso excesivo de las celebridades y supermodelos para promocionar su marca, pero Donatella tiene sentimientos encontrados acerca de la herencia de la época.
“Mi hermano estaría encantado de ver cómo la moda se ha convertido realmente en parte de la cultura, esto era algo que él inició. Pero creo que él podría estar sorprendido por la forma en lo que las empresas se han convertido. Los conglomerados grandes de la moda que dominan la industria hoy en día han tomado el relevo de las casas más pequeñas, a cargo de sus diseñadores, que conformaban el paisaje de la moda cuando él estaba vivo”, indica.

“Esta situación significa que para los jóvenes diseñadores hay quizá más oportunidades de trabajar para una empresa de moda, pero menos probabilidad de que sea capaz de poner en marcha por su cuenta su propia marca”, finaliza.