El Pentágono evalúa transferir al soldado Bradley (Chelsea) Manning, acusado de filtrar miles de documentos clasificados a WikiLeaks, a una cárcel civil donde podría recibir el tratamiento hormonal que reclama para convertirse en mujer.

El secretario de Defensa, Chuck Hagel, ha aprobado una petición del Ejército para "evaluar las opciones de tratamiento por la disforia" de Manning, confirmaron a Efe fuentes del Pentágono.

Manning, que cumple su condena en la prisión militar de Fort Leavenworth (Kansas), solicitó poco después de ser condenado a prisión iniciar una terapia de cambio de sexo y que se le trate como a una mujer bajo el nombre de "Chelsea".

El secretario de Defensa se ha mostrado partidario de revisar la prohibición de admitir transexuales en las filas de las Fuerzas Armadas.

"Todo estadounidense cualificado que quiera servir a nuestro país debería tener una oportunidad, si cumple los requisitos y puede hacerlo", indicó este lunes Hagel a un grupo de periodistas a bordo del avión en el que viajaba hacia Arabia Saudí para una gira por Oriente Medio.

No obstante, todavía no se ha tomado ninguna decisión y el secretario de Defensa señaló que hay "ciertos aspectos médicos" que "deberíamos continuar evaluando".

El Gobierno derogó en 2010 la ley conocida como "Don"t Ask. Don"t Tell" (No preguntes. No lo digas), después de 18 años en vigor, que prohibía servir en las Fuerzas Armadas a los homosexuales declarados.

EFE