Intervención
Los intervenidos dentro del bar fueron trasladados a la comisaría de Alfonso Ugarte. | Fuente: Municipalidad de Lima

Personal de Fiscalización y Serenazgo de la Municipalidad de Lima clausuró esta madrugada un bar donde estaban aglomeradas 50 personas sin cumplir con las medidas de bioseguridad para evitar el contagio de la COVID-19.

La intervención se realizó en coordinación con agentes de la Policía Nacional de la Comisaría de Alfonso Ugarte y del Ejército en el bar La Toscana, ubicado en la cuadra 2 del jirón Quilca.

Allí las personas consumían bebidas alcohólicas en pequeños grupos y sin guardar la distancia mínima, generando un riesgo de contagio del nuevo coronavirus.

Ante esta situación, los trabajadores ediles iniciaron un proceso sancionador e impusieron una multa de S/2 580, correspondiente al 60% de una Unidad Impositiva Tributaria (UIT). Además, se aplicaron las sanciones de la Ordenanza Municipal N° 2200.

Los efectivos policiales que acompañaban al personal edil trasladaron a los intervenidos a la comisaría, a quienes se les impuso una multa por incumplir las normas dictadas por el Gobierno a fin de prevenir el avance de la enfermedad.

Según indicaron desde el municipio, durante las últimas semanas, cinco bares y cantinas fueron intervenidos gracias a la permanente labor de fiscalización que realizan los serenos.