En comunicado, la entidad fiscalizadora recomendó el mantenimiento y/o rehabilitación de uno o más tramos. Esto a fin de evitar nuevas interferencias como la ocurrida por aniego en enero pasado. | Fuente: Andina

La Contraloría identificó la deformación y desplazamiento lateral en algunos tramos de los colectores primarios cercanos a las estaciones Bayóvar, Santa Rosa y Caja de Agua de la Línea 1 del Metro de Lima en San Juan de Lurigancho, los cuales fueron reubicados por interferencias con la ejecución del referido sistema de transporte.

Ante esto recomendó evaluar el mantenimiento y/o rehabilitación de uno o más tramos de los colectores mencionados, a fin de no poner en riesgo la integridad de la infraestructura y la cobertura y continuidad del servicio de saneamiento en el distrito.

Asimismo, precisaron que las tuberías que conducen aguas residuales y que se encuentran bajo la avenida Próceres de la Independencia, formaron parte de los trabajos de liberación de interferencias derivados de las obras civiles y electromecánicas del Metro de Lima, a cargo del Consorcio Tren Eléctrico.

Realizaron inspección

De igual modo, informaron que el pasado 1 de febrero realizaron una visita de inspección a las tuberías reubicadas próximas a las estaciones Bayóvar, Santa Rosa y Caja de Agua, donde constataron la ubicación de los colectores primarios sobre la base de la inspección realizada por Sedapal y la planimetría (medición de planos) existente.

En ella se ingresó una cámara, a través de los buzones, para visualizar y filmar el estado de las tuberías, identificándose la deformación y el desplazamiento lateral generado por cargas externas (peso del relleno, tránsito, operación del Metro, entre otros).

Ante esto, la Contraloría emitió una orientación de oficio que contiene el riesgo identificado y comunicado oportunamente a Sedapal a fin que tome acciones preventivas correspondientes y así evitar la interrupción del abastecimiento de agua potable y el servicio de desagüe en San Juan de Lurigancho.

La labor realizada por la Contraloría se hizo en paralelo a la recopilación de información que realiza para una auditoría de cumplimiento a Sedapal a fin de determinar posibles responsabilidades en el caso del aniego de las aguas servidas a mediados del mes de enero en este distrito.

¿Qué opinas?