Al menos siete personas muertas y miles de damnificados han sido evacuadas en Filipinas por la tormenta tropical "Saola" que ha causado las intensas lluvias en el norte del Filipinas.

La tormenta también ha dejado destrozos en infraestructuras y en decenas de casas, la cancelación de una veintena de vuelos y el cierre de las escuelas y algunos centros de trabajo.

Las inundaciones causadas por la tormenta han afectado hasta el momento a unas 40.000 personas, de las cuales más de 20.000 reciben atención en centros de evacuación.

EFE