El mandatario estadounidense expresó su malestar con la autoridades chinas sobre el manejo inicial de la emergencia. | Fuente: 2020 Getty Images | Fotógrafo: TASOS KATOPODIS

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este domingo estar “un poco enojado” con China por la pandemia del nuevo coronavirus y nuevamente acusó a Pekín de no entregar información crucial sobre el brote.

En su conferencia de prensa diaria, el mandatario consideró que las autoridades chinas debieron informar sobre el COVID-19, el cual volvió a calificar como “virus chino”, frase que el Gobierno del gigante asiático ya ha condenado.

“Estoy un poco enojado con China. Soy honesto con ustedes… por más que me agrade el presidente Xi y por mucho que respete y admire al país”, dijo Trump.

En esa línea, el mandatario estadounidense dijo que si China hubiese dado información sobre el nuevo coronavirus “tres meses antes”, se podrían haber salvado “muchas vidas en todo el mundo”.

El origen de la pandemia de COVID-19 tuvo lugar en diciembre en Wuhan, China. Al inicio de la propagación del virus, las autoridades de Pekín fueron criticadas por falta de transparencia y lentitud para reaccionar.

Sin embargo, China tomó medidas drásticas de confinamiento de su población, que desde entonces tuvo una disminución de casos locales que contrasta con el crecimiento registrado por el nuevo coronavirus en otros países del mundo.

AFP

¿Qué opinas?