Hong Kong: Escenario de nuevo enfrentamiento entre Policía y miles de manifestantes en protesta prohibida

Hong Kong es escenario desde hace siete semanas de unas grandes manifestaciones antigubernamentales que degeneraron en enfrentamientos esporádicos entre activistas radicales y policías.

La protesta fue un nuevo capítulo de las manifestaciones que comenzaron a principios de junio en Hong Kong contra una controvertida propuesta de ley de extradición. | Fuente: AFP / EFE

La policía antidisturbios de Hong Kong lanzó gases lacrimógenos este sábado contra los manifestantes de una concentración prohibida en Yuen Long, cerca de la frontera con China, donde la pasada semana activistas prodemocracia fueron agredidos por presuntos pandilleros.

Varias cadenas de televisión difundieron imágenes que mostraban a los agentes lanzando gases contra una multitud en Yuen Long, tras unos momentos de tensión con algunos manifestantes que lanzaron objetos contra los policías y que rodearon un auto policial.

El malestar se apoderó de la población desde que el pasado domingo hombres vestidos con camisetas blancas, armados con bates y palos, propinaron una paliza a manifestantes antigubernamentales que regresaban a sus casas tras una protesta, en una estación y en un vagón de metro en Yuen Long.

Según los hospitales, 45 personas resultaron heridas. La policía, muy criticada por su lentitud a la hora de actuar, informó del arresto de 12 personas vinculadas con los actos violentos, nueve de las cuales estarían vinculadas con pandillas.

La marcha, que cubrió un recorrido de 1,6 kilómetros, comenzó de forma pacífica en respuesta al ataque de pandillas contra activistas. | Fuente: EFE

Para este sábado se organizó una concentración en ese lugar en protesta por la agresión, pero la policía decidió prohibirla -algo inusual- aduciendo que existía un riesgo de que los manifestantes atacaran a los lugareños.

Sin embargo, los hongkoneses decidieron hacer caso omiso a las autoridades y seguir adelante con sus planes de concentrarse.

La marcha comenzó de forma pacífica. Pero pequeños grupos de manifestantes radicales, muchos con casco y escudo, se enfrentaron a las autoridades en las afueras de la localidad, acusándolas de apoyar a las pandillas.

La policía había prohibido la marcha por considerar que era peligrosa y empleó gases lacrimógenos en diversos puntos del periférico distrito de Yuen Long. | Fuente: AFp | Fotógrafo: JEROME FAVRE

La tensión aumentó rápidamente cuando algunos manifestantes lanzaron objetos contra los agentes y pintaron con grafitis una camioneta de la policía.

La policía respondió lanzando gases lacrimógenos contra la multitud, y se produjeron choques entre manifestantes y fuerzas de seguridad. Los manifestantes formaron luego escudos de paraguas para protegerse de los gases. 

Hong Kong, un territorio devuelto a China por Reino Unido en 1997, es escenario desde hace siete semanas de unas gigantescas manifestaciones que surgieron a raíz de un polémico proyecto de ley que preveía facilitar las extradiciones a China, pero derivaron en un movimiento más amplio que reclama reformas democráticas que frenen la pérdida de libertades.

AFP

¿Qué opinas?