Al menos 388 casas afectadas en nueve municipios de Nicaragua por continuas lluvias

Las familias afectadas han sido trasladadas a albergues temporales, mientras tanto las autoridades decretaron la alerta amarilla que ordena a la población e instituciones estar listos para enfrentar algún desastre.

Lluvias e inundaciobes golpearon a Nicaragua. | Fuente: @JhonnyNicaragua

Al menos 388 casas fueron anegadas en Nicaragua por las lluvias de las últimas 24 horas en nueve de los 153 municipios del país centroamericano, sin que se produjeran víctimas.

Las viviendas afectadas están ubicadas en los municipios de Tipitapa, Managua, Granada, Masatepe, Chinandega, El Realejo (Pacífico), Matiguás, Acoyapa (norte) y Bocana de Paiwas (Caribe sur), según un informe del Sistema Nacional de Prevención y Atención de Desastres (Sinapred).

El municipio de Tipitapa, 25 kilómetros al norte de Managua, es el más afectado por las lluvias y registra 331 viviendas anegadas. De las 388 viviendas afectadas, dos presentan daños parciales en techos, según el informe.

Las autoridades trasladaron a las familias de las casas afectadas a albergues temporales y otros lo hicieron por su cuenta a viviendas de familiares. El Sinapred activó este viernes una alerta amarilla, debido a las lluvias persistentes causadas por bajas presiones en el mar Caribe y océano Pacífico.

La alerta amarilla en Nicaragua ordena a las instituciones y a la población estar listos para actuar ante un fenómeno que podría terminar en desastre, lo que permite mantener listos los centros de albergue y unidades de rescate ante posibles evacuaciones y emergencias.

Las lluvias de los últimos días no necesariamente son intensas, pero sí continuas y amenazan con generar grandes acumulados el fin de semana, que podrían causar inundaciones y deslizamientos de tierra, según el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter).

Las autoridades nicaragüenses llamaron a las familias a tomar medidas de precaución, no acercarse a ríos ni riberas, tener cuidado en terrenos inclinados y no atravesar corrientes crecidas. Las zonas de bajas presiones, tanto en el Caribe como en el océano Pacífico, son fenómenos propios de la temporada de huracanes, que va del 1 de junio al 30 de noviembre.

(Información de EFE)

¿Qué opinas?