Unas 103 denuncias atendió la Defensoría del Pescador a una semana de ser instalada en la Dirección Regional de la Producción de Áncash, asi lo informó el responsable José Quezada Pisfil.

Detalló que el 50% de quejas corresponden a liquidaciones mal efectuadas por cese voluntario y el porcentaje restante a las denuncias de pescadores jubilados que no reciben sus pensiones a pesar de haber ganado procesos judiciales y a los pescadores perjudicados por la transferencia de las cuotas de pesca de sus naves a otras empresas.

Quezada manifestó que ha remitido estos casos al Ministerio de la Producción y a más tardar el próximo viernes se emitirá las primeras resoluciones de las denuncias de los hombres de mar, concluyó.

Lea más noticias de la región Áncash