Sismos Perú
El sismo en Amazonas ha perjudicado viviendas y carreteras en el país. | Fuente: CCFFAA

Este domingo 28 de noviembre, dos sismos azotaron dos lugares distintos en el país: en la madrugada, un movimiento de 5.2 grados se registró al oeste del Callao, mientras que a las 5:52 un terremoto de 7.5 se registró en la localidad de Santa María de Nieva, provincia de Condorcanqui y región Amazonas.

Ante ello, Hernando Tavera, presidente ejecutivo del Instituto Geofísico del Perú (IGP), señaló a RPP Noticias que la segunda no fue consecuencia de la primera, sino que se tratan de actividades "completamente diferentes”.

De acuerdo con el especialista, los sismos de la zona costera se producen debido al proceso de colisión y fricción de las placas de Nazca y Sudamericana. “Aquí los sismos pueden llegar a tener a profundidades de hasta 60 o 70 kilómetros como máximo”.

Por otro lado, los sismos que se producen en la región de la Selva se producen a profundidades mayores a los 100 kilómetros y tienen su origen en el proceso llamado "deformación interna" de la placa de Nazca.

“Esta, cuando colisiona con la placa Continental, se introduce por debajo del continente hasta 100 kilómetros de profundidad en promedio y luego se desplaza de manera horizontal por debajo hasta llegar a la zona de Yurimaguas o Pucallpa, generando la actividad sísmica”, señaló.

Si bien son procesos diferentes, están anclados dentro de un marco geodinámico del país.

“La Selva es una zona de bastante actividad sísmica a esta profundidad y siempre genera deslizamientos y afecta en zonas con viviendas de adobe y madera. Asimismo, se ve perjudicada por el suelo menos compacto, que se satura con las lluvias constante, y que ayuda a que haya más ondas de movimiento”, explicó.

El papel de la profundidad

Asimismo, Tavera explicó que es la profundidad la responsable de que un sismo se sienta en un área mayor al del epicentro.

“Si cualquier persona toma una linterna y la lleva muy cerca del techo, el área de iluminación se queda restringida a una zona pequeña. Eso representa a los sismos que ocurren muy cerca de la superficie”, compara. “Si usted baja la linterna a la mitad de distancia entre techo y piso, el área que se va iluminar va a ser mucho mayor. Los sismos, mientras más profundos sean, aumentarán el área de percepción”.

Por lo mismo, el sismo de Amazonas se sintió hasta Ecuador o Colombia, además de la propia capital, Lima, que se encuentra a un promedio de 700 kilómetros de distancia.

Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

‘Espacio Vital’: ¿Qué se sabe sobre la efectividad de las vacunas?