Manuel Merino
Manuel Merino, titular del Congreso de la República. | Fuente: Congreso de la República

El presidente del Congreso, Manuel Merino, rechazó enfáticamente este lunes las "temerarias afirmaciones" que lo vinculan con "un supuesto complot que pretendería atentar contra el orden constitucional".

"Soy un demócrata perteneciente a un partido político democrático que tiene 64 años de vida institucional. Mis acciones y mi convicción están dentro del respeto a la Constitución y las leyes", aseguró.

El presidente Martín Vizcarra acusó hoy a Manuel Merino de "conspiración" por tratar de involucrar a altos mandos militares en su proceso de vacancia.

"¿Por qué el presidente del Congreso ha tratado y se ha comunicado con altos mandos militares, e incluso planeado pseudos gabinetes de quienes asumirían después de mi vacancia? Eso es conspiración, señores", expresó en un mensaje a la nación.

Al respeto, Merino de Lama consideró que las llamadas telefónicas que hizo a los altos mandos de las Fuerzas Armadas en plena crisis política "puede haber sido inoportuna".

"Por eso expreso mis disculpas a las Fuerzas Armadas; sin embargo, quiero dejar en claro que no hubo en ningún momento alguna intención que se aleje del respeto al Estado de derecho", manifestó.

"LAMENTO, DE VERDAD, LAS DECLARACIONES DEL PRESIDENTE" 

Manuel Merino sostuvo que la moción de vacancia presidencial presentada días atrás "ha sido respetando la Constitución y el Reglamento del Congreso", negando de esta forma cualquier atentado contra la democracia. "La crisis tiene su origen en el contenido de los audios propalados el día jueves 10 y esos temas merecen una aclaración y una explicación al país", remarcó.

"Lamento, lamento, de verdad, como presidente del Congreso, las declaraciones del presidente de la República en su mensaje del día de hoy, que esto siga contribuyendo a la confrontación y a confundir al país utilizando imaginaciones fantasiosas, como la supuesta conformación de un seudo gabinete. No podemos usar dichos sin base y sin fundamento que solo alimentan al chisme y al morbo", refirió.

Con respecto al jefe del Estado, Martín Vizcarra, quien debe comparecer ante el pleno del Legislativo el viernes 18 para ofrecer sus descargos, tras lo cual los 130 legisladores debatirán y procederán a votar la moción de destitución, dijo: "Tiene el deber de asistir sin temor alguno ante la repr4esentacion nacional para explicar al país sobre los temas graves escuchados en los audios".

Sobre este punto, el mandatario insistió esta tarde en que "no existe ningún delito ni nada ilícito en lo propalado" y que está dispuesto "a dar todas las declaraciones que requiera la Fiscalía desde ahora, no sólo cuando culmine" su mandato, que sería lo que corresponde legalmente.

"Quiero ratificar mi posición de demócrata a carta cabal y seguidor de Fernando Belaúnde Terry, que respetó siempre al Congreso de la República, aún en situaciones adversas y que jamás se habría prestado a un ardid para distorsionar la justicia, manipular testigos y ocultar pruebas frente a un proceso", agregó Manuel Merino.