Vladimir Cerrón Rojas, gobernador suspendido de la región Junín. | Fuente: Foto: Andina

Vladimir Cerrón Rojas, gobernador suspendido de la región Junín, saldrá del penal de Huancayo luego de que la Sala Transitoria de Apelaciones de la Corte Superior de Justicia de Junín reformara la sentencia de pena privativa de la libertad a prisión suspendida por un período de tres años y nueve meses, así como la inhabilitación para el ejercicio de la función pública por un período de un año.

El pasado 5 de agosto, Cerrón Rojas y sus coimputados Henry López Cantorin, Carlos Mayta Valdez y Juan Sulca Yauyo fueron sentenciados a cuatro años y ocho meses de prisión efectiva por la jueza Susan Carrera del Quinto Juzgado Unipersonal Anticorrupción de Huancayo. El 21 de agosto fue detenido e internado en el penal de Huancayo, el 25 de setiembre la Sala Transitoria denegó el pedido de suspensión de la pena. En ese entonces militantes de Perú Libre esperaban que su líder afronte su proceso en libertad.

Hoy, luego de tres audiencias llevadas a cabo en el interior del penal de Huamancaca Chico, el colegiado de la sala de Apelaciones de la Corte Superior de Justicia de Junín, decidió sentenciar a prisión suspendida a Cerrón y sus coimputados. En tanto, el exalcalde de Huancayo, quien se halla en la lista de los más buscados, continua en la clandestinidad al igual que los exfuncionarios.

El suspendido gobernador de Junín Vladimir Cerrón fue detenido en agosto de este año a su salida de la sede de la Corte Superior de Justicia de la región. Cerrón Rojas acudió a la sede judicial para firmar una documentación de uno de los procesos que se le sigue y fue intervenido por las autoridades cuando se retiraba del lugar.

Vladimir Cerrón fue condenado el pasado 5 de agosto a cuatro años y 8 meses de prisión efectiva por los delitos de negociación incompatible y aprovechamiento del cargo. Esto por favorecer a un consorcio en obras de saneamiento en la ciudad de La Oroya, durante su primera gestión al frente de la región, en el periodo 2011-2014.

El funcionario también fue sentenciado a inhabilitación del cargo por el plazo de un año, así como a una reparación civil de 850,000 soles. Por ese entonces, el Consejo Regional de Junín acordó suspender de su cargo a Cerrón Rojas, quien desde la clandestinidad había asegurado que la jueza dictó la sentencia en su contra “presionada por intereses políticos”.

¿Qué opinas?