Captura de pantalla: Am

La entrenadora de la Selección Nacional de Voley, Natalia Málaga, fue la tercera invitada al programa "Gisela, el gran show". Fiel a su estilo, la exvoleybolista habló claro y directo.

Natalia Málaga contó aspectos de su vida que muchos desconocían. Como, por ejemplo, su adoración hacia los caballos y el tiempo que le dedica a ellos. 

Asimismo, la exmedallista habló sobre el incidente con Rosa Valiente. "Es una decisión bien fuerte que tuve que tomar, ya se pasó de la raya. Tenía faltas en los entrenamientos, se engordó, no se cuidó de su operación. Y yo estaba preocupada por eso", señaló.

Gisela Valcárcel: ¿Qué crees que sucedió con ella? ¿Fue indisciplina juvenil?

Natalia Málaga: Creo que fue la falta de responsabilidad, la falta de respeto con sus compañeros, a mí. Siempre decía que acompañaba a su abuela y de las 20 veces solo iba tres.

La entrenadora se detuvo en este punto y aclaró algunas cosas con respecto al tema. Señaló que la selección no es un juego, no es una broma y que existe una gran responsablidad dentro. "Las chicas también se molestan, ellas cumplen las exigencias que nosotros damos. Tú sabes que una manzana podrida puede malograr todo".

Con respecto a su temperamento, Málaga señaló que no tiene ningún problema con ello. Pero que este puede generar antipatías en otros.

Gisela Valcárcel: ¿Cuántas cosas has dejado por el voley?

Natalia Málaga: Muchas cosas. Lo grato es que lo poco que estoy haciendo ahora las chicas lo están recibiendo bacán. En un momento les puede haber afectado, pero ellas aprenden. Es lindo porque compartes partes de tu vida con gente que no imaginabas.

La exvoleybolista se quebró al hablar sobre la muerte de su madre, de cómo pensó dejar el voley tras eso y cómo su padre la motivó a que siguiera en el deporte.

Confesó que en todo momento siente que su madre está con ella y eso la tranquiliza y le da seguridad. También recordó que su mamá no tuvo la oportunidad de conocer a su hija, pero que en todo momento hablan de ella.

Sobre su situación sentimental, Natalia Málaga dijo estar sola y que son sus actividades que le quitan el tiempo para el amor.

Gisela Valcárcel: Es el último día de tu vida, ¿Con quién quisiera estar y dónde?

Natalia Málaga: Con mis caballos, montando.