MIMP critica "fallas" de la Policía en muerte de mujer que fue golpeada por su pareja

La ministra Gloria Montenegro criticó que la Policía haya detenido a la pareja por órdenes de la fiscal de turno pese a que Erika Oblitas tenía heridas expuestas tras la agresión.

Miguel Antonio Benites fue liberado tras ser detenido. | Fuente: Twitter

La ministra de la Mujer, Gloria Montenegro, se pronunció sobre el feminicidio de Erika Oblitas Morales (36), quien falleció en el Hospital Arzobispo Loayza luego de que su pareja Miguel Antonio Benites la golpeara hasta ocasionarle la muerte. 

Montenegro criticó el accionar de la policía que detuvo a la pareja este último domingo por órdenes de la fiscal de turno, ello pese a que Oblitas Morales tenía heridas expuestas tras la agresión.

"Me parece preocupante el rol de la Policía Nacional, que está siendo capacitada y que está teniendo respuesta ante los protocolos. No podemos tener fallas que terminen en la muerte de una persona", declaró Montenegro. 

Además, señaló que los agentes policiales "podían llevarla al centro de salud y cuidarla ahí". Por otro lado, indicó que los hechos que ocurrieron en la comisaría están en investigación ya que el acusado de la agresión fue liberado.

Niega negligencia 

El mayor de la comisaría Juan Ingunza del Callao, Christian Toledo, negó que Oblitas Morales haya permanecido la noche del domingo en el calabozo, como había declarado previamente el padre de la víctima. 

En conversación con RPP Noticias, Toledo apuntó que actuaron siguiendo los protocolos y que ambos tuvieron que ser detenidos ya que se agredieron, según había declarado la fallecida. "La fiscal de Familia valida la detención de ambos y pide certificado médico", contó. 

"Ella no pasó la noche en la comisaría", aclaró Toledo. El mayor de la comisaría señaló que Oblitas Morales fue derivada al Hospital Loayza cuando se desvaneció al ser trasladada a la Dirincri con su pareja.

"Hay un protocolo. Nosotros no lo liberamos (al agresor). El 4 de junio ponemos a disposición a ambos y es en la Fiscalía donde le dan la libertad y Erika Oblitas es internada porque hasta el último día tuvo custodia", indicó. 

El caso 

Tras pasar varios días en coma, Erika Oblitas Morales falleció producto de los golpes que le propinó su pareja con quien llevaba una relación de siete años. Tras una pelea, la mujer resultó con varias heridas en la cabeza y moretones en el brazo como en otras partes del cuerpo.

Erika Lizbeth Oblitas Morales era madre de una adolescente de 14 años y un niño de 4. El pequeño desapareció durante unos cinco días junto con su padre, quien fue puesto en libertad por la Fiscalía pese a tener antecedentes policiales por robo, agresión y violencia familiar. 

La madre de la víctima señaló que lograron ubicar a su nieto acompañados por agentes policiales.

¿Qué opinas?