Ambos luchadores quedaron inconscientes luego del suceso. | Fuente: WWE

Los fanáticos lo pidieron y WWE se los brindó. Luego del sorpresivo anuncio del ingreso de Paul Heyman (ex ECW) como Director Ejecutivo de RAW, muchos aficionados de la lucha esperaban con ansias el show semanal de la marca roja para conocer qué novedades traería. Y la espera valió la pena.

Bobby Lashey y Braun Strowman se enfrentaron al principio de RAW en una lucha sin descalificación y destruyeron todo el escenario con una lanza que trajo a la memoria las épocas más violentas de WWE.

Los personajes, quienes llevan semanas en feudo (rivalidad), se lucieron y sorprendieron a los presentes en la arena.

Tras luchar en el ring, ambos luchadores se dirigieron a la parte de la escenografía, el llamado titantron. Luego de un par de golpes en la cabeza, Strowman realizó una lanza a Lashley contra las pantallas que ocasionó una explosión en ella.

El público empezó a gritar "¡Gracias Heyman!" mientras árbitros y médicos se acercaron al lugar de los hechos para conocer la salud de los contendientes. La lucha se suspendió.

¿Qué opinas?


¿Qué opinas?