Capitán de la Marina atribuye la falta de evacuación de playas y puertos a "interpretación equívoca" de comunicado

El jefe del departamento de Oceanografía de la Dirección de Hidrografía y Navegación de la Marina recordó que, pese a que esta institución informó que no se generaría una alerta de tsunami en las costas peruanas tras la erupción volcánica submarina en Tonga, sí alertó sobre un oleaje anómalo.

Giacomo Morote, jefe del departamento de Oceanografía de la Dirección de Hidrografía y Navegación de la Marina | Fuente: RPP Noticias

El capitán de corbeta Giacomo Morote, jefe del departamento de Oceanografía de la Dirección de Hidrografía y Navegación de la Marina, señaló que se encuentran realizando un "constante y permanente monitoreo" tras la recién erupción volcánica submarina ocurrida en Tonga. Sin embargo, lamentó que haya existido una mala interpretación en las recomendaciones de las autoridades sobre las actividades que se podían realizar en el litoral peruano.

En entrevista con RPP Noticias, explicó que una de las funciones de la Marina, luego de realizar la evaluación de este acontecimiento, es proceder con la difusión por todos los medios posibles para que las autoridades encargadas ejecuten el plan de evacuación y mitigación de posibles daños por los oleajes anómalos. Esta advertencia, indicó, recomienda el cese de toda actividad que se realiza en el ámbito acuático.

"La interpretación puede haber sido equívoca en el sentido de que, si se descarta una alerta de tsunami, estamos considerando que hay un oleaje anómalo pero bajo qué condiciones: no estamos ante un oleaje anómalo sobre un tema meteorológico, estamos ante un oleaje anómalo ante un evento de una erupción volcánica de magnitudes gigantescas. La crítica también va por el tema de la educación, de poder tener un conocimiento más amplio del tema que la interpretación que pueda ser recibida por los medios", precisó en otro momento.

Morote precisó que, si bien la Marina, de acuerdo con sus protocolos, informó que no se generaría una alerta de tsunami en las costas peruanas tras la erupción volcánica submarina en Tonga, sí alertó sobre un oleaje anómalo "que claramente ha sido evidente en muchos lugares de los puertos".

"La afectación en nuestro país estuvo clara desde un primer momento. El tema es que hay que tener en cuenta que en Chile y Ecuador el fondo marino es distinto, tienen protocolos diferentes a los nuestros. Esos países tienen territorio insular que están mucho más expuesto a la erupción volcánica", indicó.

"Ellos, al tener esta situación coyuntural, requieren tomar planes más conservadores y por eso activaron la alerta, porque tenían territorio que sí se estarían viendo afectados. Nosotros sí hemos informado el sábado a través de las redes sociales, pero también es cierto que esto es un trabajo en equipo", agregó.

Falta de educación y de prevención natural

Tras reiterar que estos casos de abordan de manera conjunta con otras instituciones, el capitán de la Marina opinó que "la brecha que existe actualmente en nuestro sistema es la educación y la prevención natural de las personas". Recordó que se trata de un evento que no ocurre "hace más de 200 años" y que es desconocido en el ámbito internacional.

"Las lecciones aprendidas que yo puedo recoger de esto es que este protocolo, que pertenece al sistema nacional de alerta tsunami, está constantemente en actualización y efectivamente hay muchas brechas que acortar, una de ellas es que la población debe ser un poco más preventiva y receptiva y conocer más", anotó.

"Ante cualquier situación de rumor ante un evento de tal magnitud como se ha visto con imágenes satelitales de la onda expansiva y la descarga tan grande de energía que trae un evento de estos tipos, inmediatamente debería ser la razón de alerta para poner iniciar unos planes de evacuación voluntaria", agregó.

Sobre lo ocurrido en Lambayeque, indicó que "apenas la capitanía de puerto de Pimentel emitió un aviso, las autoridades locales restringieron el ingreso a los principales balnearios recreativos de esa zona". No obstante, indicó que algunas personas se dirigieron a la playa Naylamp, la cual "no tiene las características geológicas y geográficas de una playa".

"No es un balneario; es más, tiene un ingreso que es a través de un acantilado. Es decir, las personas que llegaron ahí fue porque no pudieron ingresar a otras playas producto de la prohibición de las autoridades. Es la información que es materia de investigación y que se ha recogido de la capitanía de puerto de Pimentel", apuntó.

Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

- ‘Espacio Vital’: ¿En qué se parecen el fútbol y el coronavirus? El Dr. Elmer Huerta responde: