Joven intervenida por celebrar su cumpleaños denunciará a policías de Huarmey por difundir su fotografía

La joven de 22 años dijo haberse sentido afectada con la difusión de la fotografía y culpó a un alférez de la comisaría de Huarmey por el hecho. Reconoció, además, que no debió celebrar su cumpleaños durante el toque de queda, pero dijo que no fue una fiesta, sino una reunión familiar.  

Áncash
"Es una humillación bien grande hacia mí", manifestó la joven.
00:00
Intervención
La joven fue intervenida el último jueves cuando celebraba su cumpleaños durante el toque de queda. | Fuente: RPP Noticias

La joven fotografiada con una torta de cumpleaños, tras ser intervenida por la Policía cuando celebraba junto a su familia dentro de un inmueble en Huarmey, en Áncash, anunció que denunciará a los efectivos que la detuvieron y difundieron la imagen para la que le obligaron a posar.

Se trata de Nicole Medina Sánchez, de 22 años, quien fue intervenida por personal de la comisaría de Huarmey cuando festejaba su cumpleaños durante el toque de queda. Ella fue trasladada a dicha dependencia policial y los efectivos le tomaron una fotografía con su torta, la cual luego fue difundida en redes sociales.

En declaraciones a RPP Noticias, Medina reconoció que no debió organizar una celebración por su cumpleaños y dijo que no fue una fiesta, sino una reunión familiar. Agregó que se sintió afectada por la difusión de la fotografía.

Estoy de acuerdo en que no debí hacer una fiesta, pero como les digo no fue una fiesta, fue una reunión familiar. Es una humillación bien grande hacia mí. Está prohibido tomarme una foto con mi torta y eso es lo que ha hecho el alférez Montoya, él mismo me ha tomado la foto”, dijo.

Denuncia a efectivos

Al respecto, la madre de la joven, Martha Sánchez, también dijo que estuvo mal realizar una celebración durante el toque de queda, pero que denunciará a los agentes policiales por daños psicológicos contra su hija.

Voy a denunciar por daños psicológicos, por bullying, por todo lo que le han hecho a mi hija, porque esto no se hace; ha sido una fiesta familiar. Estoy consciente de que he hecho mal por celebrarle la fiesta a mi hija, soy consciente y lo asumo”, indicó.

Precisamente, sobre este caso, la Defensoría del Pueblo expresó su rechazo al tratamiento que recibió la joven por parte de los efectivos policiales, tras la difusión de la fotografía, por lo que solicitó a la Inspectoría de la Policía Nacional que inicien una investigación.

La joven y su madre ya fueron liberadas, pero continuarán bajo investigación por ir en contra de las medidas sanitarias dispuestas por las autoridades para frenar la propagación del nuevo coronavirus.