Autoridades municipales y representantes del sector turismo, se reunieron esta mañana para tomar acuerdos sobre la administración de recursos en la Montaña de Siete Colores. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Noemy Mamani

Con la firma de un “acta de entendimiento de no agresión”, esta mañana las autoridades y pobladores de los distritos de Cusipata y Pitumarca, pusieron fin a los enfrentamientos por la administración de recursos económicos en la Montaña de Siete Colores.

Tras una reunión se propuso la implementación de un Plan de Uso del atractivo turístico ubicado en los territorios de las provincias de Canchis y Quispicanchi, en Cusco, que contemple un boleto integral de ingreso que será administrado por un comité validado por ambos distritos.

Rosendo Baca Palomino, director de la Dirección Regional de Comercio Exterior y Turismo de Cusco (Dircetur), señaló que aún no se ha fijado el porcentaje de la distribución económica, la cual podría ser validada el próximo 10 de octubre, fecha de la próxima reunión.

“La propuesta que también refuerza Mincetur, es una entrada bilateral, que entren por Cusipata o Pitumarca en forma indiferente pero sí manejamos un solo ingreso, un solo costo y un comité de gestión que debe estar validado por ambos distritos”, mencionó.

En tanto las actividades turísticas en la zona continúan con normalidad, aunque las acciones de fiscalización de Dircetur se intensificarán con la finalidad de garantizar un buen servicio. Además el costo del ingreso se mantendrá en su tarifa de 10 soles, la entrada general.

¿Qué opinas?