El gobernador regional, Fernando Orihuela, precisó que la demanda de este insumo creció hasta en un 500% | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Cortesía

El gobernador de Junín, Fernando Orihuela Rojas, aseguró que la dotación de oxígeno que se tenía para el año 2021 se está agotando en un mes, debido a la alta demanda de este insumo para el tratamiento de pacientes con la COVID-19.

“Hemos colapsado, la demanda de oxígeno se ha incrementado en un 400 o 500 % y hay una demanda adicional de la población. El oxígeno que teníamos contratado para todo el año lo estamos gastando en un mes o en un par de meses. Esto hace que rebase la capacidad de quienes proveen de oxígeno licuado, sobre todo, sabiendo que hay uno solo, que es Praxair”, señaló.

La autoridad regional dijo en los últimos días la demanda creció hasta un 500%. Para entender la situación hizo una comparación respecto a la primera ola en la que no se contaba con plantas procesadoras de oxígeno, pero se pudo atender la demanda de la población.

“En la actualidad, contamos con plantas en siete hospitales y no se logra cubrir el requerimiento”, detalló.

Protesta

Ante esta situación el personal médico del hospital Materno Infantil El Carmen de Huancayo protesto para exigir la instalación de una planta en el establecimiento de salud, puesto que la empresa encargada no logra abastecerlos.

Orihuela Rojas dijo que trabajan para instalar más plantas en este hospital, en el Daniel Alcides Carrión, en Chupaca y en la selva central, donde se hallan las provincias con más casos después de Huancayo.