Esperaban la llegada de la Fiscalía. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Cortesía

Un niño de cinco años murió a causa de un incendio ocasionado por un corto circuito cuando un celular era cargado, en una vivienda del distrito de José Leonardo Ortiz, Chcilayo, región Lambayeque.

Hasta el departamento del segundo piso de la casa ubicada en la cuadra 11 de la calle Atahualpa llegó el cuerpo de Bomberos de la compañía B -195 y efectivos de la Policía Nacional del Perú, para sofocar las llamas.

El secretario de la Plataforma distrital de Defensa Civil, Arturo Huancas Vejarano, en entrevista para RPP, informó que el menor se encontraba durmiendo en un cuarto junto a sus dos hermanos de 15 y 3 años. Al despertar, fueron los tres sorprendidos por las llamas.

“El hermano mayor solo logró sacar al menor de tres años, mientras que el menor, de cinco, en vez de salir de la vivienda, se escondió dentro de un ropero donde se sofocó. Las llamas calcinaron su cuerpo”, detalló el funcionario.

Recomendaciones

Huancas Vejarano recordó a las familias la importancia de conocer las zonas de evacuación de sus viviendas, así como el hecho de no emplear cargadores genéricos debido a que son peligrosos.

“Siempre dejamos el celular conectado casi toda la noche. Con los cargadores originales no hay complicaciones porque tienen un sensor que, una vez cargado el teléfono móvil, deja de alimentar energía. Mientras que los genéricos la siguen generando, lo cual termina en una sobrecarga que puede iniciar un incendio”, concluyó.

¿Qué opinas?