En la Catedral de Puno, hoy solo estuvieron habilitadas 35 bancas y en cada una se permitió que se sienten dos personas. | Fuente: RPP Noticias

Hoy se celebró la primera misa presencial en la Catedral de Puno con la asistencia de 70 personas, luego de que el presidente Martín Vizcarra anunciara el reinicio de las actividades religiosas.

El padre Jhon Mendoza Flores, representante del seminario San Carlos Borromeo de Puno, presidió la misa dirigida a los fallecidos por la COVID-19.

En tanto, los fieles católicos llegaron hasta la Catedral de Puno con coronas de flores que fueron colocadas en algunas bancas.

En cumplimiento de las medidas de bioseguridad, de las 75 bancas que pueden albergar a más de trescientas de personas, hoy solo estuvieron habilitadas 35 y en cada una se permitió que se sienten dos personas. De igual manera se realizará para las misas diarias.

Por otro lado, en la puerta principal de la Catedral, a los fieles se les tomó la temperatura y les echaron alcohol en las manos. Luego, un colaborador de la iglesia los ubicó en una banca.

Según dispuso el Gobierno, a partir de hoy, lunes 2 de noviembre, las entidades religiosas podrán abrir sus templos y lugares de culto recibirán a sus miembros, fieles y público en general, pero con un aforo no mayor a un tercio de su capacidad total.

Los fieles católicos llegaron hasta la Catedral de Puno con coronas de flores que fueron colocadas en algunas bancas. | Fuente: RPP Noticias
En la puerta principal de la Catedral, a los fieles se les tomó la temperatura y les echaron alcohol en las manos. | Fuente: RPP Noticias