El presidente Vizcarra supervisa las acciones desplegadas en Tacna.
El presidente Vizcarra supervisa las acciones desplegadas en Tacna. | Fuente: Foto: Presidencia

El presidente Martín Vizcarra señaló que el Gobierno trabaja en la atención de los heridos por los recientes huaicos ocurridos en Tacna que han dejado, hasta el momento, 3 muertos y más de 250 viviendas afectadas. Asimismo, destacó que para los damnificados se ha habilitado un albergue provisional para que puedan tener una cama y alimentación.

"Esa es la atención inmediata que tenemos que ver. Dar el soporte emocional también a los niños que también sufren por esta desgracia. Estamos con los diferentes sectores atendiendo a esta problemática, coordinando con las autoridades regionales porque las emergencias van escalando", señaló el jefe de Estado desde Tacna.

Durante la supervisión del apoyo a los ciudadanos afectados tras el huaico en la quebrada del Diablo, el mandatario mencionó que normalmente las emergencias llegan hasta la escala 3: sin embargo, cuando el daño es mayor, como en este caso, se eleva a un cuarto nivel que faculta la intervención de los diferentes ministerios.

Más temprano, el jefe de Estado señaló que la respuesta del Gobierno ante esta emergencia se ha dado con el inmediato traslado de funcionarios de Indeci y de ministerios como los de Viviennda y transporte para trabajar con el alcalde en la atención de los damnificados de este huaico tras a la activación de la quebrada el Diablo.

Sobre estos trabajos, precisó que la evaluación se realiza en tres escenarios. El primero es la atención inmediata de los damnificados que han perdido sus casas para poder trasladarlos a carpas, en un primer momento, y a módulos grupales donde puedan garantizarle una mayor comodidad y, principalmente, la atención de salud.

En otro escenario, comentó el presidente, se buscará rehabilitar las vías afectadas y retirar los escombros con la ayuda de maquinarias de los ministerios de Vivienda y Defensa, además de utilizar equipos para limpiar el desagüe. Finalmente, superadas estas dos etapas, se buscará el aporte de especialistas para realizar trabajos de prevención.

Al respecto, el jefe de Estado destacó la importancia de que las ciudades cuenten con un drenaje especial para este tipo de casos. Asimismo, señaló que, si bien estos episodios ocurren con varias décadas de distancia, se deben tomar acciones inmediatas debido a que el cambio climático deja abierta la posibilidad de que sean recurrentes.