La nueva generación de wearables de Fitbit incluye sensores capaces de identificar niveles de estrés
La nueva generación de wearables de Fitbit incluye sensores capaces de identificar niveles de estrés | Fuente: RPP

En tiempos de pandemia, la importancia de contar con dispositivos inteligentes para medir variables de nuestra condición física se ha vuelto determinante. Hoy, más que nunca, la tecnología trabaja simultáneamente para que nuestros datos puedan traducirse en decisiones informadas y giros correctos en nuestro estilo de vida. Este 2020, la industria de los dispositivos “vestibles” ha dado un reenfoque al potencial, y han encontrado en la pandemia una oportunidad, tanto para la medición de actividad corporal como para el análisis veloz de estos datos.

Fitbit ha sido una de las empresas que ha invertido esfuerzos para el análisis veloz de datos de nuestro cuerpo y la conversión a una serie de actividades que mejoran nuestra calidad de vida. En medio de la expansión de la COVID-19, las métricas asociadas a la ansiedad y el estrés comenzaron a hacerse visibles. En un punto, nuestro cuerpo emitía tanta información asociada al momento que hubiese sido terrible ignorarla.

“Hay gran desafío en este momento debido a todo lo que sucede en el mundo, pero el estrés tiene un impacto tan profundo en su salud física y mental”, señala Conor Heneghan, jefe de Investigación Científica en Fitbit, en conversación con NIUSGEEK. “Comprender la respuesta de su cuerpo al estrés es una métrica de salud increíblemente importante: es una experiencia casi universal, con más de un tercio de las personas en todo el mundo que reportan efectos secundarios físicos y mentales del estrés. Por lo tanto, es importante comprender mejor cómo reacciona tu cuerpo ante el estrés y cómo puede manejarlo”.

Los relojes de Fitbit han logrado recopilar mucha información que antes no se asociaba a la COVID-19
Los relojes de Fitbit han logrado recopilar mucha información que antes no se asociaba a la COVID-19 | Fuente: RPP

En 2020, Fitbit anunció una nueva línea de productos enfocados en el análisis de esta data asociada al estrés, dotados con sensores de nueva generación y una serie de recomendaciones personalizadas en base a nuestros resultados. “Creamos Fitbit Sense para ayudar a las personas a aumentar su resistencia al estrés al observar tanto los aspectos físicos como mentales y proporcionar a los usuarios un puntaje de manejo del estrés. Además, Fitbit también está comprometido con la innovación en el desarrollo de nuevos sensores y análisis que pueden ayudar a los usuarios a comprender su salud y bienestar”, añade Heneghan.

Parte de estas implementaciones buscan reforzar la idea de la prevención, pero también la del empoderamiento del usuario en temas de datos y gestión de información para beneficio de su propia vida. “De cara al futuro, nos inspira el hecho de que con Fitbit Sense y Fitbit Versa 3 pudimos hacer que aún más herramientas y recursos estuvieran disponibles y accesibles para todos, de modo que las personas puedan comprender y administrar mejor su salud y bienestar en un momento en que es más necesitaba” comenta Conor en la conversación. “Nuestros nuevos productos representan algo más que características nuevas. Destacan nuestra transición del seguimiento del estado físico a convertirse en una plataforma esencial que le permite controlar su salud. Este es solo el comienzo mientras continuamos redefiniendo lo que pueden hacer los dispositivos portátiles”.