Taxis por aplicativo: ¿cómo usarlos de forma segura?
Según un sondeo de la empresa Easy Taxi, el 21% de limeños utiliza el servicio de taxi por aplicativo todos los días. | Fuente: Shutterstock

Taxis por aplicativo: ¿cómo usarlos de forma segura?

Los taxis por aplicativo tienen cada vez mayor acogida debido a que son más prácticos pero ¿realmente son más seguros? . Ten en cuenta estos puntos cada vez que pidas uno para elevar tu nivel de seguridad y tener un viaje tranquilo.

Movilizarse en la ciudad siempre involucra una serie de riesgos y encontrar a alguien de confianza para que nos haga el servicio de taxi es difícil. Por estos motivos nacieron las empresas de taxi por aplicativo, las mismas que ofrecen un servicio cómodo, personalizado y aparentemente más seguro.

Cada vez más personas prefieren pedir un taxi mediante aplicación que tomar alguno libre en plena calle. Según un sondeo de la empresa Easy Taxi, el 21% de limeños utiliza el servicio de taxi por aplicativo todos los días, mientras que un 32% lo hace tres veces por semana. Esto evidencia la gran acogida que tiene esta nueva forma tecnológica para movilizarse.

Este sondeo también arrojó que la razón principal por las que las personas toman un taxi vía aplicativo es por seguridad, mientras que el segundo motivo más importante fueron los precios. La ola de inseguridad que atraviesa el país ha sido uno de los factores clave para que las empresas de taxi vía aplicación alcancen tanto éxito.

Recomendaciones de seguridad

Aunque estos aplicativos nos facilitan la vida y nos permiten encontrar taxis de manera más rápida, no siempre son del todo seguros. Ten en cuenta estos consejos para que estés más seguro la próxima vez que los uses:

1) Infórmate sobre la empresa. Antes de descargar el aplicativo, revisa todas sus plataformas (redes sociales y página web principalmente) en busca de información acerca de su servicio, filtros de selección de conductores y políticas generales.

Si quieres comparar estos datos relevantes de cada aplicativo, Indecopi Indecopi elaboró un documento llamado “Checa tu taxi” donde expone los datos de la empresa, requisitos de afiliación de conductores, exigencia de los mismos, características y reclamos. Puedes acceder a ella aquí.

2) Revisa si los datos coinciden. Una vez que pedimos el taxi por la aplicación, esta nos muestra su nombre y apellido, placa, modelo del auto y una fotografía. Antes de subir al auto, revisa que estos datos coincidan con la persona que te está recogiendo. En caso algo no coincida, cancela el servicio y pide uno nuevo.

Asimismo, es importante que guardes y compartas la información del taxi y del taxista con alguien de confianza (la forma más rápida es con una captura de pantalla). Así en caso de emergencia la otra persona sabrá con quién y en qué carro estás.

Antes de subir revisa si los datos de la aplicación (placa, tipo de auto, nombre del conductor) coinciden con el taxi que te recoge. | Fuente: Shutterstock

3) Comparte tu ruta con alguien de confianza. Esta opción de seguridad es ofrecida por varios aplicativos, así puedes compartir la ruta que está tomando tu taxi con amigos o familiares.

En caso la aplicación no tenga esta opción, puedes entrar a Whatsapp y compartir tu ubicación desde ahí, así también pueden seguir calle por calle todo tu viaje. De esta manera siempre sabrán dónde estás y cuánto te falta por llegar.

4) Califica tu viaje. Es importante que lo hagas porque así ayudas a otros usuarios a identificar los mejores servicios de los pésimos. Al finalizar los viajes los aplicativos generalmente dan la opción de calificar con estrellas (de 1 a 5) e incluso poner comentarios o seleccionar en qué aspecto debe mejorar el conductor. De esta manera la empresa puede saber a quién remover de ser necesario o con quiénes seguir trabajando.

Un punto igual de importante es que cuando pides el taxi también tienes acceso a ver qué calificación tiene el taxista, siendo 5 la más alta. Así, en caso te toquen conductores con calificaciones muy bajas (por ejemplo, menos de 4.2) puedes optar por cancelar el pedido y volver a buscar uno nuevo.

Comparte tu ruta y los datos del taxi con alguien de confianza para que sepa por dónde estás y siga tu trayecto en tiempo real. | Fuente: Shutterstock