Fernanda Castillo
Fernanda Castillo se asomó a sus redes para hablar de un tema difícil para muchas mamás: la lactancia. | Fuente: Composición

Después de haber sido dada de alta tras sufrir complicaciones postparto, Fernanda Castillo regresó a su casa para vivir su etapa de madre primeriza. Luego de que pasara este susto que casi le cuesta la vida, la actriz mexicana compartió una foto con Liam, su bebé.

Agradeciendo las muestras de cariño de sus familiares, amigos y colegas, la prometida de Erik Hayser se asomó a sus redes para hablar de un tema difícil para muchas mamás: la lactancia.

"Había escuchado tantas cosas sobre las dificultades de la lactancia que tenía mucho miedo de cómo sería mi proceso… Es verdad, es un reto enorme que cada madre debe decidir cómo afrontar", aseguró.

Si bien Fernanda Castillo aseguró que es un sacrificio, es doloroso y se tiene que lidiar con la frustración, pero cree que es una oportunidad de aprender a escucharse a si misma:

"Es escuchar lo que cada mujer y su bebé necesitan para estar bien, aprender a fluir o a soltar cuando las cosas no suceden como pensabas, a aceptar y venerar tu cuerpo por lo que es capaz de hacer", relató.

Y añadió: "Sobre todo, a mí me ha dado el regalo de conectar con mi bebé y conmigo misma de una manera muy profunda mientras lo alimento. En los momentos más difíciles desde que nació Liam, el deseo de alimentarlo y de contenerlo con mi pecho ha sido lo que me ha sacado adelante", confesó.

Además, la actriz mexicana trató de consolar a las mamás que se encuentran en estos momentos dando el pecho a sus hijos: "A todas las madres que están pasando por este complejo y a la vez maravilloso proceso en lo que vives y en lo que sientes, ¡no estás sola! ¡Está difícil, pero podemos!”, escribió al hablar por primera vez de la lactancia materna.

NUESTROS PODCASTS

"Mi novela favorita": Las grandes obras de la literatura clásica con los comentarios del Premio Nobel Mario Vargas Llosa. Una producción de RPP para todos los oyentes de habla hispana.

“La Odisea” es un poema épico griego atribuido a Homero, un personaje que pertenece más al mito que a la historia. Pese a ello su figura ha sobrevivido 4 mil años como el autor de La Ilíada y La Odisea, los dos poemas épicos que inician la literatura universal.