Rihanna se ha convertido en una de las favoritas de la Semana de la Moda de Nueva York. La cantante, que dupletea como diseñadora, cerró temporada con un espectáculo (más que un desfile) en el que deslumbró con una original y sensual propuesta de su nueva línea de lencería, Savage X Fenty, ideada para mujeres de todas las tallas.

La pasarela se realizó en un edificio industrial de Brooklyn, a donde no se suele trasladar la Fashion Week de la Gran Manzana, y estuvo protagonizado por más bailarinas que modelos.

Rihanna celebró la diversidad femenina poniendo a desfilar a mujeres de todas las razas y mezclando a supermodelos como  Gigi y Bella Hadid, que en los próximos meses debutará en la pasarela del Victoria's Secret Fashion Show, con jóvenes de talla grande y chicas en avanzado estado de gestación.

La pasarela resultó ser una suerte de oasis repleto de plantas, flores y fuentes alrededor de una estructura metálica en forma de cúpula. Durante el espectáculo, las modelos, en su mayoría de curvas voluptuosas y cuerpos musculosos, mostraban las piezas a la vez protagonizaban una singular coreografía.

Entre los diseños, destacó el uso del marrón café, el rosa empolvado, un gris azulado y el negro clásico; mientras que en los diseños de Savage X Fenty predominó el "bralette" y los sujetadores sin copa dura, y la braguita brasileña de talle alto. 

"Espero alentar la confianza y fuerza mostrando lencería en otra luz", aseguró Rihanna en mayo a propósito de su línea de lencería. "Las mujeres realmente vienen en muchas formas y tamaños", recalcó.(EFE)

0 Comentarios
¿Qué opinas?